Tomate frito

¡Oferta de 2 kilos de tomates rojos por 1€ en la frutería turca! Así que la oportunidad de oro para hacer salsa de tomate frito como la de mi abuela. Mi abuela, que era muy moderna, tenía la que debió ser la primera Thermomix de la historia y la hacía con ella, yo también, pero se puede hacer también en la olla rápida o en una olla normal.

Tomate frito casero

Tomate frito casero

Ingredientes (para 2 botes):

– 2 kilos de tomates maduros

– 1 cebolla

– 2 zanahorias grandes

– 1 pimiento verde

– 2 dientes de ajo

– 50 ml de aceite de oliva

– 1 cucharada sopera de azúcar

– sal y pimienta

Preparación con Thermomix:

Echáis los dos kilos de tomates lavados, sin corazón y en trozos. Yo no les quito ni la piel ni las pepitas. Trituráis a velocidad 6 durante 10 segundos  y lo sacáis, reservándolo para más adelante.

Echáis la cebolla, las zanahorias, los dientes de ajo y el pimiento verde en trozos en el vaso, añadís los 50 ml de aceite de oliva y lo trituráis todo a velocidad 5. Al triturarlo con el aceite, la verdura se impregna por igual y evitamos que se pegue al vaso durante la cocción. Acto seguido, programamos 9 minutos a temperatura Varoma a velocidad 3 para hacer el sofrito.

Una vez listo, abrimos el vaso, bajamos con la espátula lo que se haya podido subir por las paredes y a continuación añadís los tomates triturados, el azúcar, la sal (como yo utilizo sal gorda, no soy capaz de decir cantidades, que cada uno pruebe) y la pimienta. Programamos 27 minutos a temperatura Varoma en velocidad 1 y colocamos el cestillo encima de la tapa para evitar salpicaduras y llenar la cocina de lunares rojos. Si os gusta más espeso, programad 3 minutos más.

Praparación con olla rápida:

Picáis la cebolla, las zanahorias, los ajos y el pimiento y los rehogáis en la olla entre 10 y 15 minutos. Añadís los tomates lavados y sin corazón en trozos, el azúcar, la sal, la pimienta, cerráis la olla y cuando empiece a cocer contáis 20 minutos. Si lo veis poco espeso, ponedle 5 o 10 minutos más.

Preparación con olla normal:

Seguís las instrucciones para olla rápida y lo ponéis a cocer en la olla tapada y a fuego máximo entre 45 minutos y 1 hora, echándole un ojo de vez en cuando.

Una vez el tomate listo, sea cual sea el método de preparación escogido, lo echáis en botes de cristal, cerráis bien y los dejáis boca abajo unas cuantas horas para que se haga el vacío. Cuando estén fríos, los podéis guardar en la nevera y consumir el tomate en las dos semanas siguientes.

Y no tengo que deciros que está de muerte con los huevos al plato, con cualquier tipo de pasta, con las berenjenas al horno, etcétera, ¿verdad?

Anuncios

6 Responses to “Tomate frito”

  1. Me encanta esta receta!!!
    Sobre todo porque se puede hacer con la termomix!!!
    Es que la que viene en el libro no me convence…la hice un par de veces y no le pillé el truqui, asique el tomate frito lo hago a mano y es un poco coñacín…
    Me la apuntoooo! 😀
    Además también se puede congelar una vez hecho para que aguante más!! jejeje

  2. esto si q está bueno mmmmmmmm

  3. ¡Vaya blog imprescindible y completísimo, un clásico y con tres técnicas culinarias distintas! ¡Y cantidades para resistir un asedio, con el gusto que da tener reservas en el conge o la nevera!

  4. Muchas gracias por tu receta. Voy a probarla, seguro que el tomate frito sale riquísimo. Un saludo.

Trackbacks

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: